En Rotary Club Quilpué, debemos reconocer y agradecer que la Pandemia Covid 19, ha sido una colaboradora de nuestra labor de servicio, ha colaborado en el aprendizaje, forzado o no, con los miembros de la institución rotaria, del manejo de la tecnología virtual en la comunicación y en el trabajo de servicio rotario, nos ha abierto fronteras geográficas que antes no se incursionaron en forma importante y que hoy podemos constatar que para Rotary no hay límites fronterizos que limiten u obstaculicen la solidaridad rotaria, también nos ha servido para mejorar nuestro adoctrinamiento e instrucción de Rotary.

En el año 2018, RC Quilpué decidió que estábamos en condiciones de colocarnos metas de mayor impacto en nuestra labor de servicio y motivados por la experiencia acumulada y disfrutada con nuestro trabajo en beneficio de la Comunidad Rural y de las Escuelas Rurales, decidimos que nos centraríamos, por diversas razones, en la localidad rural de Colliguay, la cual, luego de un diagnóstico socioeconómico efectuado por una profesional, socióloga, reunía condiciones deficitarias en alguna de las áreas de interés de La Fundación Rotaria (LFR).

La Comunidad de Colliguay muy participativa e involucrada en la problemática variada que presenta, fue actor principal en el trabajo de diagnóstico y a través de ella se priorizaron las necesidades de ayuda, definiéndose que el proyecto de servicio, enmarcado como Subvención Global sería presentado a Rotary International y específicamente a LFR en el Área de Interés de Prevención y Tratamiento de enfermedades, cuyo foco sería la Posta Rural de Salud dependiente de la Corporación Municipal de Quilpué y el objetivo sería la renovación de Equipamiento Médico y Dental, implementando también con otros equipos y elementos de uso en las necesidades de un Centro de Salud y que no están presentes en el inventario actual (catre Clínico, silla ortopédica etc.). Más allá de la implementación Clínica, estamos renovando también, el equipamiento de la Radio Comunitaria, para tener una mayor cobertura en el Valle de Colliguay y sus alrededores.

Este proyecto fue presentado a LFR en el primer semestre del 2019, vía online como borrador de una Subvención Global recibiendo el N° 1988027, se iniciaba así esta aventura que luego de un año y medio podemos decir, con mucha satisfacción, que hemos logrado que sea aprobada por LFR y obtenida la luz verde para recibir los recursos que serán destinados para adquirir la implementación cotizada.

Obtener los recursos para este proyecto de servicio fue una experiencia muy enriquecedora y apoya el comentario inicial en relación a los efectos positivos de la pandemia, aprendimos a vincularnos internacionalmente y vivenciar la generosidad y apoyo de amigos rotarios que sin conocernos confiaron en nuestro sueño de servicio. Este apoyo naturalmente se basa en el compromiso de reciprocidad como club y como distrito.

Debemos reconocer el apoyo y colaboración de los distritos:

4845 de Paraguay-Argentina, representado por el vínculo con el Past Gobernador, Miguel de Paoli de Rotary Club Resistencia de Argentina.

4355 del sur de nuestro país y en su representación, el Past Gobernador, Fernando Andaur Vignolo, socio. del Rotary Club Santa María de Los Ángeles.

6760 de Tennesse USA, representado por su gobernador, Robert L. Huffman, del que recibimos la respuesta esperada para completar el recurso que nos faltaba y llegar a la cantidad necesaria para recibir el sistema compensatorio y subsidiario que nos ofrecía LFR. Fuimos afortunados.

2202 de España, que fue nuestro primer vínculo internacional, que reaccionó positivamente. Se inició con la generosa respuesta de Ingrid Steinhoff, Presidenta del Comité de LFR y de Fidel Bustingorri, Director del Subcomité Subvenciones que comprometieron el aporte distrital. Fidel además, como miembro del Club de Bilbao, logró su colaboración también.

El Club Rotario de Rodeo del Medio, con el cual tenemos un vínculo de amistad y hermanamiento por más de treinta años, fue el primer club internacional que apoyó nuestro proyecto.

Lo anterior era lo novedoso y destacable, pues respondía a lo que RI pide a los clubes rotarios en el tema vinculación internacional. Lo logramos y hoy estamos preparados para nuevos desafíos que se respaldan por esta positiva respuesta.

No podemos terminar con esta cadena de agradecimientos sin tener presente a nuestro distrito 4320 y a los gobernadores que han respaldado a nuestra PDG Luz, Carlos y hoy a nuestro Gobernador Emilio junto a la cooperación de los diversos Comités de LFR que acompañaron a estos Gobernadores y a la gestión de nuestro gran amigo Ricardo Román, como Director del Sub Comité Subvenciones de nuestro distrito y socio del RC Reñaca.

Cierra esta cadena solidaria el apoyo de nuestro Club que comprendió que se trataba de un gran Proyecto de Servicio, de un compromiso de gran beneficio para la Comunidad de Colliguay y que marcaría de alguna forma un hito en nuestro Club y Distrito por su significancia para la imagen pública de Rotary. Se inicia en la presidencia de Santiago Amador, continúa con la presidencia de Leonel Pérez y se concreta durante el año rotario de la presidencia de René Zuñiga.

Así quiere Rotary que se desarrollen proyectos, que no busquen ser patrimonio de un período o de un determinado Presidente de Club o socio, es logro del Club y beneficio para la Comunidad.